Patologías

Síndrome de Chilaiditi | Patologias.me

¿Qué es?

El síndrome de Chilaiditi es causado por una posición anormal del colon transverso (medio del intestino grueso) entre el hígado y el diafragma.

Puede verse como una apertura accidental asintomática en las radiografías, lo que significa que no causa ninguna molestia. En este caso, se llama logotipo de Chilaiditi.

Se ha encontrado que el signo de Chilaiditi aparece en 0.02-0.2% de todos los exámenes de rayos X por otras razones.

Es más común en hombres que en mujeres y en personas mayores de 65 años, aunque se puede encontrar a cualquier edad.

El lugar con la tasa de incidencia más alta del mundo es Irán, donde la tasa de incidencia anual se da como 0,22% de la población total.

El nombre de este síndrome fue determinado en 1910 por el radiólogo vienés Demetrius Chilaiditi.

causa principal

No existe una causa específica para el síndrome de Chilaiditi. Esto se debe a una mala fijación del colon en su posición anatómica normal, ya sea por un defecto en el colon o por la falta del ligamento de soporte del colon, es decir, el ligamento que lo sostiene en la cavidad abdominal. También se asocia con cambios como una pérdida congénita del lóbulo derecho del hígado, un aumento del hemidiafragma derecho o una malrotación congénita del intestino. Otras asociaciones del síndrome de Chilaiditi son enfermedades como obesidad, riñones heterotópicos (riñones fuera de su lugar habitual), discapacidad intelectual, esquizofrenia, arritmia e insuficiencia respiratoria, síndrome de Cushing, síndrome de Ehlers-Danlos. Parece haber algunos factores predisponentes, como cirugías abdominales previas, estreñimiento, deglución o gases.

Síndrome de Chilaiditi: síntomas

El síndrome de Chilaiditi puede manifestarse como:

  • El dolor abdominal, acompañado de ataques de dolor recurrentes y recurrentes, a veces desaparece por sí solo.
  • Vomitar
  • estreñimiento
  • Flatulencia
  • Pérdida de apetito
  • A veces, puede experimentar dificultad para respirar (dificultad para respirar) o dolor pleurítico (dolor en un lado del pecho que empeora al respirar).

Pueden surgir algunas complicaciones, como: B. Vólvulo (rotación de las asas intestinales), perforación intestinal y obstrucción intestinal.

Síndrome de Chilaiditi: diagnóstico

El síndrome de Chilaiditi se puede diagnosticar con radiografías de tórax y abdomen. La radiografía muestra una imagen de gas entre la mitad derecha del diafragma y el hígado, acertadamente llamado signo de Chilaiditi. En caso de duda, realice una tomografía computarizada (TC) del tórax y el abdomen. Diagnóstico diferencial en las siguientes enfermedades: neumoperitoneo, hernia diafragmática, gases intestinales, absceso subfrénico y quiste equinocócico.

Síndrome de Chilaiditi: tratamiento

El tratamiento para el síndrome de Chilaiditi suele ser conservador. El reposo en cama y las medidas no quirúrgicas para aliviar los síntomas reducen los síntomas: hidratación, enemas, una dieta alta en fibra y descompresión nasogástrica (es decir, usar un tubo para drenar el contenido del estómago desde la nariz hasta el estómago). Normalmente, las personas con este síndrome responden bien al tratamiento conservador. Si hay complicaciones, se realiza una cirugía que implica la fijación del hígado, que fija el hígado a la pared intestinal. Los resultados son, en general, satisfactorios.

Síndrome de Chilaiditi: prevención

No se conocen medidas preventivas eficaces para el síndrome de Chilaiditi.

¿Es interesante para ti? ¡Compártelo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba