Patologías

Síndrome cardiovascular X | Patologias.me

¿Qué es?

El síndrome cardiovascular X es una enfermedad cardíaca y los pacientes experimentarán un dolor en el pecho similar a la angina.

Concomitante a este tipo de dolor torácico, se observaron cambios electrocardiográficos correspondientes a insuficiencia miocárdica (isquemia miocárdica), pero en la angiografía coronaria los resultados fueron completamente normales; …

causa principal

La causa del síndrome cardiovascular X no se comprende completamente. Varios estudios han relacionado esto con la disfunción microvascular, que es un ensanchamiento o estrechamiento anormal de los vasos sanguíneos (vasoconstricción) en las ramas más pequeñas de las arterias coronarias. También pueden ser relevantes causas comunes de riesgo cardiovascular como hipertensión arterial, diabetes, hipercolesterolemia o trastornos metabólicos.

Síndrome cardiovascular X: síntomas

X Los síntomas del síndrome cardiovascular son similares a los de la angina de pecho estable: dolor opresivo en el pecho generalmente causado por el ejercicio, pero a veces en reposo. Esto suele ir acompañado de otros síntomas denominados síntomas vasovagales: sudoración, mareos, palidez … y dificultad para respirar. Las personas con síndrome cardiovascular X pueden tener dolor recurrente y pueden durar más que la angina de pecho.

Síndrome cardiovascular X: diagnóstico

La suma de estos tres fenómenos puede ser suficiente para diagnosticar el síndrome cardiovascular X:

  • Dolor de pecho de angina de pecho
  • Una prueba de esfuerzo en la que los cambios en el electrocardiograma indican un suministro de sangre insuficiente al músculo cardíaco (isquemia).
  • La angiografía coronaria es normal.

A veces, la respuesta a los medicamentos de nitroglicerina sublingual que se usan para tratar el dolor de pecho similar a la angina no es tan eficaz como el tratamiento de la angina. Esto se debe a que las arteriolas microvasculares coronarias responden de manera diferente a la vasodilatación causada por la nitroglicerina. Estos datos también se pueden utilizar para el diagnóstico diferencial de la angina de pecho estable. También se pueden realizar otras pruebas funcionales de seguimiento con fármacos como acetilcolina o vasodilatación anormal del fármaco adenosina. Estas pruebas intentan replicar los síntomas de manera controlada, lo que muestra cambios en las funciones vasomotoras de los vasos sanguíneos pequeños en el músculo cardíaco. Se realiza una prueba de provocación de acetilcolina inyectando el fármaco en las arterias coronarias durante la angiografía para descartar un espasmo (vasoespasmo) que está bloqueando los vasos sanguíneos coronarios. Otras pruebas miden valores específicos llamados reserva de flujo coronario e índice de resistencia microvascular. Estas medidas se examinaron con ecografía Doppler y vasodilatadores como la adenosina. La resonancia magnética cardíaca también permite este examen, ya que puede detectar diferencias en el flujo sanguíneo del miocardio. Los estudios de radioisótopos, SPECT (tomografía por emisión de fotón único), PET (tomografía por emisión de positrones) también se han utilizado para detectar isquemia miocárdica, pero no son tan comunes ni fáciles de realizar o no están disponibles en todos los centros.

Síndrome cardiovascular X: tratamiento

El tratamiento del síndrome cardiovascular X no es negociable, pero se utilizan diferentes herramientas según la situación específica:

-Reducir los factores de riesgo de enfermedad cardiovascular

-Completar un plan de actividad física supervisada para aumentar la tolerancia al ejercicio.

– Tome nitroglicerina sublingual para tratar episodios dolorosos o tómela prematuramente si participa en deportes o actividades que se sabe que causan dolor.

– Tome medicamentos a base de nitrato de acción prolongada como el mononitrato de isosorbida.

-Utilice un betabloqueante para reducir la frecuencia y gravedad de los síntomas y mejorar la tolerancia al ejercicio, como el atenolol.

– Se pueden utilizar antagonistas del calcio como el verapamilo para identificar mecanismos patológicos de vasoconstricción.

– tomar aspirina en dosis bajas como agente antiplaquetario para prevenir la trombosis; Aunque no se ha establecido su beneficio en la disfunción microvascular en el Síndrome X, su valor es similar al de otros pacientes con alto riesgo cardiovascular.

– Tomar estatinas para mejorar el funcionamiento del endotelio, la capa interna de las arterias coronarias.

-Si tiene insuficiencia cardíaca, use inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (ECA). Estos también pueden mejorar la función endotelial coronaria.

– Varios estudios han analizado los efectos de agregar otros medicamentos, como el antidepresivo imipramina, aminofilina, L-arginina o la terapia de reemplazo hormonal.

Los pacientes con síndrome cardiovascular X suelen tener un buen pronóstico a largo plazo. Aun así, su calidad de vida se ve gravemente afectada por los frecuentes y repetidos ataques de dolor en el pecho. Es importante brindar suficiente información para que los pacientes sepan cómo controlar el dolor.

¿Es interesante para ti? ¡Compártelo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba