Patologías

Síndrome auriculoventricular | Patologias.me

¿Qué es?

El síndrome compartimental es un conjunto de signos y síntomas causados ​​por un aumento de la presión en la región muscular, lo que provoca una caída de la presión arterial que, en última instancia, conduce a un daño en ese tejido muscular debido a un suministro sanguíneo insuficiente.

causa principal

Las causas del síndrome compartimental suelen dividirse en dos niveles diferentes:

  • Circunstancias que conducen a la reducción de los compartimentos: De éstas, cabe destacar
    • Vendaje de compresión o yeso de París
    • Quemaduras o congelación
    • Colocado
    • Las costuras que se estiran demasiado hacen que el revestimiento exterior de los músculos esté más tenso.
  • Circunstancias que hacen que aumente el contenido del compartimento:
    • Inflamación del edema
    • Hematoma
    • Sangrado
    • Mordedura de vacunación

Síndrome auriculoventricular: síntomas

Los síntomas del síndrome compartimental se explican por su aparición. Al aumentar la presión en la región muscular, disminuye la presión en los capilares, lo que reduce el flujo sanguíneo, lo que conduce a isquemia a nivel muscular y nervioso y vuelve azul el área (cianosis). Esto conduce a hormigueo (parestesia), pérdida de sensibilidad y movilidad, parálisis, frecuencia cardíaca reducida y, en última instancia, necrosis de las fibras musculares (muerte). Estas fibras musculares se reemplazan con tejido cicatricial, lo que hace que los nuevos músculos se contraigan.

Síndrome auriculoventricular: diagnóstico

El diagnóstico del síndrome compartimental se basa en la exploración física y clínica. Para confirmar esto, la presión en la cámara se mide mediante un sensor electrónico, que prueba que el aumento de presión es inferior a 10 mmHg. Letras. Bajo condiciones normales.

Síndrome auriculoventricular: tratamiento

Existen muchas opciones de tratamiento para el síndrome compartimental, desde menos agresivo hasta más agresivo. Primero, retire el vendaje o la cinta. Si esto no mejora, una fasciotomía es una opción, en la que se corta el músculo para aliviar el compartimento para que la herida pueda abrirse y cerrarse después de 3-5 días en el quirófano.

Síndrome auriculoventricular: prevención

Para prevenir el desarrollo del síndrome compartimental, es necesario tomar una serie de medidas preventivas. Y lo que es más importante, suele ocurrir después de una fractura. Por lo tanto, es muy importante estar atento a posibles cambios en los niveles de nervios, vasos sanguíneos y músculos y buscar asesoramiento si se presenta alguno de los síntomas anteriores. Al reducir las fracturas, se recomienda no tratar en exceso la herida, sino aplicar vendajes y férulas correctamente. Particularmente en las primeras 48 horas después de una fractura, es muy importante monitorear de cerca y observar los posibles cambios en la frecuencia del pulso, la movilidad, el dolor y el retorno venoso.

¿Es interesante para ti? ¡Compártelo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba