Más

Estos son los principales síntomas de las enfermedades neuromusculares.

En diferentes tipos de enfermedades neuromusculares, hemos encontrado:

  • Atrofia muscular en la columna
  • Distrofia miotónica de Steinert
  • Enfermedad de la unión neuromuscular
  • Enfermedad inflamatoria de los músculos
  • Miopatía congénita
  • Miopatía distal
  • Neuropatía sensitivomotora hereditaria (enfermedad de Charcot-Marie-Tooth) Siberia
  • Distrofia muscular
  • Miopatía metabólica
  • Miositis osificante progresiva
  • Miotonía congénita
  • Parálisis periódica familiar

El Instituto Madrileño de Neurología Avanzada (INEAMAD) del Hospital Nuestra Señora del Rosario (Madrid) ha elaborado una lista de los síntomas más frecuentes de las enfermedades neuromusculares:

  • Pérdida repentina de fuerza o desarrollo de una o más partes del cuerpo.
  • Sensación de hormigueo en la zona afectada.
  • Dolor en la parte afectada del cuerpo.
  • Inestable

Las enfermedades neuromusculares son un grupo de patologías que se caracterizan por daños en el sistema nervioso periférico y los músculos. «El sistema nervioso periférico está formado por ramas que se extienden desde el cerebro y la médula espinal e inerva el cuerpo en forma de troncos nerviosos que se distribuyen por la cabeza, el tronco, las extremidades y los órganos internos», explica el neurólogo del INEAAD, el Dr. Francisco. Gilo.

Más de 60.000 personas en España padecen enfermedades neuromusculares.

En España más de 60.000 personas padecen todas las patologías de las enfermedades neuromusculares. Los más comunes son:

  • Tumba de sapos
  • Miopatías
  • Polineuropatía
  • Parálisis aislada del nervio periférico (paresia facial, síndrome del túnel carpiano)
  • «Ciática» (debido al daño a la raíz del nervio ciático)

“Las enfermedades neuromusculares pueden ser congénitas, crónicas o fulminantes, y la debilidad se desarrolla en unas pocas horas y pone en peligro la vida del paciente en cuestión”, añade el neurólogo.

«El diagnóstico precoz de estas patologías es fundamental para que el tratamiento reduzca los síntomas y revierte o ralentice el proceso que conduce a la enfermedad», añadió el Dr. Añadió Gilo.

Hay dos herramientas principales que se utilizan para determinar dónde se encuentra el problema en el sistema nervioso periférico: el historial médico y el examen neurofisiológico. Este último puede medir la velocidad y amplitud de los impulsos nerviosos y evaluar la función muscular.

Otros elementos necesarios para el diagnóstico son estudios analíticos extensos que miden cambios metabólicos, inmunológicos o microbiológicos que pueden conducir a enfermedades.

Causas de los trastornos neuromusculares y tratamientos relacionados

En primer lugar, las enfermedades neuromusculares pueden tener causas tóxicas, por ejemplo, por fármacos como el alcohol o la quimioterapia. Además, pueden deberse a causas metabólicas como la diabetes. El procesamiento asociado con este tipo está diseñado para controlar de cerca los cambios asociados. En otras palabras, es necesario dejar el alcohol y mantener niveles adecuados de azúcar en sangre para los diabéticos.

Por otro lado, pueden deberse a una inflamación autoinmune. Las terapias de inmunomodulación e inmunosupresores les ayudan a contrarrestar el daño anormal que el propio sistema inmunológico del paciente hace al cuerpo.

También existen algunas enfermedades relacionadas con la infección, como el virus del herpes, para el que se recetan medicamentos antibacterianos, principalmente antivirales o antibióticos.

Los trastornos neuromusculares también pueden asociarse con dolor neuropático o hiperestesia, que son trastornos sensoriales anormales. En este caso, use medicamentos neuromoduladores para minimizar las molestias.

Finalmente, existen algunas enfermedades de falta de fuerza o pérdida de equilibrio a las que se prescribe terapia de rehabilitación, que es uno de los pilares para restaurar o mantener las funciones alteradas por la enfermedad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba